Make your own free website on Tripod.com
( 2003 )
méxico
Sinopsis
¿Alguna vez se te ha ocurrido entrar en un lugar embrujado? ¿Crees en los fantasmas? Pues muy cerca de donde vive Sofía, hay un lugar que despierta fascinación a propios y extraños: una sombría mansión que, según cuenta la leyenda, perteneció a un millonario excéntrico llamado Darvelio Granados, quien murió hace muchos años y cuyo espíritu, aseguran, aún ronda la casa.

Con una madrastra celosa, un padre que no le pone mucha atención y un hermano odioso, lo último que desea Sofía es averiguar si realmente esa mansión está maldita, pero con sólo ver a Chon, el extraño sirviente de Darvelio y aparentemente el único habitante de la casa, se le ponen los pelos de punta. El destino hace que Sofía se vea en la necesidad de colarse en la mansión para recuperar uno de sus secretos más preciados: la foto de su mamá, quien murió cuando ella era apenas un bebé.

En el interior de esa casa, además de llevarse unos buenos sustos Sofía conoce a la persona más maravillosa de su vida: el pequeño y “salvaje” Alfonso, un lejano sobrino-nieto de Chon, quien llega de improviso desde su pueblo natal en Oaxaca, para que su tío-abuelo “lo enseñe a ser un hombre de bien”. Ambos descubren que Don Darvelio no está muerto y que es él quien se ha encargado de divertirse en los últimos diez años y de asustar a todo el vecindario. Éste anciano, luego de pasar toda la vida acumulando dinero, prestigio, aburrimiento y desamor, tuvo un cambio tan importante en su interior, que le devolvió el corazón y los mejores sentimientos de un niño.

En Sofía y Alfonso, Don Darvelio encuentra la alegría que había estado buscando durante su reclusión y les muestra el significado de lo que para él son los “Alegrijes” y los “Rebujos”: los primeros son los que disfrutan la vida y el juego, los que siempre guardan esperanzas, los que comparten todo en las buenas y en las malas y los que no dejan de asombrarse con todas las cosas maravillosas que les da la vida, mientras que los segundos... bueno, los segundos sólo se interesan por las cosas materiales, pues cultivan la envidia, el egoísmo y muchos otros defectos que muchas veces, lamentablemente, uno va adquiriendo con la edad.

La palabra Alegrije, la inventó el propio Don Darvelio, ya que Alfonso, cuando llegó a la mansión, traía consigo un Alebrije, que son unas figuras imaginativas y fantasiosas de la artesanía de nuestro país, y el anciano, con el cambio de una letra, vincula esta palabra a la alegría. Y Rebujo, era la forma en que Don Darvelio llamaba a aquellos seres humanos enredados en todo, menos en la búsqueda de la verdadera felicidad que encierra el amor hacia uno mismo y hacia los demás.

Así, los Alegrijes buscan conservar lo mejor que un niño puede llevar en su corazón y contraponen sus valores a los sentimientos y actitudes de los Rebujos: la sencillez contra la complicación, la honestidad contra la corrupción, la imaginación contra la limitación y la alegría contra de la adversidad y el tedio.

Don Darvelio con Chofis y Alcachofa (como suele decirles cariñosamente a Sofía y Alfonso), vive increíbles aventuras que juntos comparten con los demás niños del barrio: la pequeña Nayeli y su hermano Ricardo, Ernestina, el regordete Pablo (“El Chuletón”) e inclusive con el pesado hermano de Chofis, Esteban.

Al conocer cada una de las historias de los niños y ver que sus padres están convertidos en todos unos Rebujos, Don Darvelio decide crear en su mansión un Centro donde todos puedan convivir y mostrar a todos la magia de ser alegrijes. Por fortuna, cuenta con el apoyo de dos jóvenes aliados: una maestra de música de nombre Angélica (bella y auténtica Alegrije que tiene por novio a Rogelio, abogángster de lo peor y Rebujo consumado) y del alivianado instructor físico Bruno, quien a pesar de haber crecido como un niño de la calle ha progresado por sus propios medios. Entre ellos surgirá un tierno amor Alegrije... pero que será puesto a pruebas bien Rebujas.

La salud de Don Darvelio comienza a deteriorarse, sobre todo con la presencia de la malvada Helga, antigua esposa del millonario, quien lo odia a muerte y que, a pesar de ser bien Rebuja, también es Rebruja, pues conoce algunos oscuros secretos para causar el mal. A la muerte de su ex-marido, Helga encuentra la oportunidad ideal para apoderarse de todo y echar a perder los sueños que dejó sembrados en el Centro Alegrijes, Don Darvelio. Pero la magia ¿o la imaginación? sobreviven en el lugar creando una fantástica, emocionante y divertida lucha de fuerzas entre los Alegrijes y los Rebujos.

Así, en contra de todas las artimañas de Helga y de algunos aliados, los niños deberán poner lo mejor de sí mismos para triunfar: la amistad, los valores familiares, la sinceridad, la sana competencia, la música, la alegría y sobretodo el amor, serán sus armas principales.

Oye... y por cierto, aunque todos tenemos un poquito de los dos... ¿eres más Alegrije... o más Rebujo? Si no lo sabes, esta historia te puede ayudar a descubrirlo.

Alegrijes y Rebujos: una historia llena de imaginación, aventuras y misterio en la que sus protagonistas enfrentan el reto de encontrar la verdadera felicidad.

Elenco
Eugenia Cauduro -
Luis Roberto Guzman -
Miguel de Leon -
Jaqueline Bracamontes -
Rosa Maria Bianchi -
Luz Elena Gonzalez -
Sebastian Rulli -

Creditos

Tema Musical
"Alegrijes y Rebujos"

Productor
Rosy Ocampo

El Canal de las Estrellas (méxico)
Estreno - lunes 4 de agosto, 2003
Reemplazó - De Pocas, Pocas Pulgas
Hora - 4pm